Ridley Scott dirigió esa obra maestra llamada Blade Runner.