Hace unas semanas el presidente de los Estados Unidos se reunía con el de Rusia en uno de esos actos que siempre gustan a las televisiones. Poco después, veía la luz el tráiler de Hunter Killer, la película de acción para este otoño que pretende aportar una chispa de aire fresco a un género tan vilipendiado por la crítica como es el de las patadas, puñetazos y tiros.

¿Y cómo lo conseguirá? Pues repitiendo la fórmula de siempre. Gerard Butler, ese actorazo capaz de salvar al presidente de los USA no en una, sino en dos ocasiones -¡chúpate esa, Channing Tatum!-, siempre que su agenda de comedias románticas se lo permite. Ahora volverá a intentar salvar al mundo en Hunter Killer. Y en Revancha no tenemos ni la menor duda de que lo conseguirá.

¿Novedades? Decíamos que el proyecto pretendía romper moldes, y es que visto el trailer, el movimiento más salvaje de Butler es una especie de Moonwalk que se marca junto a la tripulación de su submarino. ¿Hemos dicho submarino? Sí, aquí hay Navy Seals, pero el bueno de Gerard hará su papel a bordo de un buque de guerra, con lo cual su ración de tiros y puñetazos quedará a expensas de, si acaso, el clímax de la película.

¿Más novedades? Esta vez Gerard Butler no salvará al Presidente de EEUU, este ya se sabe salvar solo. La premisa de la película es rescatar al presidente ruso, para que luego no se diga que los americanos solo piensan en lo suyo y van a su bola. No señor, con tal de salvar a la humanidad de la Tercera Guerra Mundial, el protagonista de Geostorm se embarca en Hunter Killer con su tripulación a salvar de las manos terroristas -¿Serán americanos? ¿rusos? ¿Ara…? o simplemente serán indios?… no, es broma, es un General traidor al régimen actual- al mandamás de Rusia, que suponemos que no se hará llamar Putin.

Si dos novedades os parecen pocas, ahí va el auténtico aliciente del proyecto… ¡Sale Gary Oldman!, estrenando Oscar, además. Y si uno piensa en el argumento de la película y en Oldman parece haber únicamente dos destinos para su papel: ¿Será el terrorista supremo? Recordemos que el bueno de Gary Oldman ha aparecido haciendo de europeo del Este en innumerables ocasiones desde que Francis Ford Coppola lo reclutara para hacer de Conde de una región de Rumanía, y de que su pasado como malvado en el cine abarca desde aquella gloriosa El Quinto Elemento hasta nuestros días con El Otro Guardaespaldas; además, ya sabe lo que es secuestrar a un presidente o, al menos, intentarlo.

Pero no, Gary Oldman no será el malo de la película. Ni su reciente papel como Primer Ministro británico le ha dado la oportunidad de ejercer de líder del país ex soviético. En Hunter Killer su papel es mucho más modesto, es el encargado de, desde el Pentágono, ver como va sucediendo todo. Pero paremos un momento, este tipo de películas siempre tienen un topo que la lía parda desde dentro, una de esas personas de confianza de todos pero que es de primero de guionista de película de acción que debe quedar bastante clarinete que no es trigo limpio. ¿Será esta la labor de Oldman y sí será un terrorista? Quién sabe, pero por lo pronto, como salvador de la humanidad en El Instante más Oscuro, nos toca pensar que se ha reformado y Gary Oldman hará el papel de buenazo, como siempre ha hecho nuestro héroe Gerard Butler.

En Hunter Killer nos queda, por lo tanto, una película sobre el posible estallido de la Tercera Guerra Mundial, con el terrorismo de fondo y un reparto bastante majo. Navy Seals, ártico, submarinos, guerra nuclear -que no nucelar-… hay ganas de una de esas películas tan típicas y tópicas, sobretodo con ese par de actores de por medio. Con que coja lo bueno de Alerta Máxima y de las recientes epopeyas de Gerard Butler con el president of the USA, tendrá mucho terreno ganado la película.